Huerta San Lázaro (Huerta del Sordo)

La Huerta de San Lázaro o comúnmente conocida como Huerta del Sordo es un destacado símbolo de la batalla de 1808, donde confluyen ambos ejércitos durante la batalla de Bailén de 1808. Declarada como Bien de Interés Cultural con categoría de “Sitio Histórico”, conserva en su interior la vieja noria que actuaba como línea divisoria entre el ejército francés y español durante la batalla. 

Aquél histórico día jugará un importante papel, ya que el calor unido a la escasez del líquido elemento para las tropas francesas, será un factor clave para derrotar al ejército galo, que en los últimos momentos de la contienda desesperarían por alcanzar el deseado lugar donde poder saciar la inaguantable sed. La tradición popular narra que muchos de estos soldados se lanzaran a la Noria de la Huerta de San Lázaro, único lugar próximo con agua, con la siguiente frase “Morir aquí y resucitar en París”.

  •